martes, 14 de diciembre de 2010

Desorden y fracaso en la COP16

video



El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, aseveró previo a la COP16 que sería una reunión sin acuerdos o avances sólidos. Lo fue. Ni siquiera el coro de las olas pudo disuadir a la prensa y a los participantes de lo contrario; el paraíso vio a los líderes del mundo firmar su acta de defunción sin siquiera sostener un bolígrafo.

Sin embargo, hubo algo aun peor que el resultado de la COP16: la organización del evento, pues la entrada al Moon Palace, donde se llevaron a cabo las discusiones y en donde se hospedaron legisladores y ministros de todo el mundo, estuvo cerrada al público, a pesar de que la cumbre se planteó de forma contraria.

Las acreditaciones para ingresar al citado hotel fueron muy pocas y ya en el evento se redujeron a la mitad, por lo que todos aquellos sin acreditación tuvieron que esperar fuera; todos eran reporteros que ya no alcanzaron registro.

Por otra parte, la Villa de Cambio Climático, donde diversas compañías de la iniciativa privada pusieron stands con explicaciones sobre lo que cada uno contribuye para mejorar los efectos del cambio climático, se encontraba a 15 minutos de la zona hotelera en un terreno al lado de la carretera; una semana antes no tenía ni piso ni carpas y había sólo lodo. Sólo la gente de los vecindarios contiguos acudió.

De acuerdo a los nativos del lugar, la ausencia de gente se debió en gran medida a que los camiones ni siquiera llegan hasta ese punto, por lo que los restauranteros que pagaron por tener un lugar ahí, comenzaron a quejarse debido a que el gobierno les aseguró que habría bastante gente.

En su mayoría acudieron escuelas primarias a visitar la Villa, pues cuando la gente que vive en Cancún iba era para los conciertos en la noche en los que se presentaron diversos grupos cada día, entre ellos: Panda, Reyli, Molotov, Khriz y Angel, etc.

Paralelo a las discusiones que se llevaron en el Moon Palace, varias empresas privadas y públicas tuvieron foros tanto en el Hotel Aqua como en el Fiesta Americana Coral Beach, en donde la impresión de una sola hoja cuesta diez dólares.

Varios fueron los foros, actividades y discusiones que ocurrieron en el marco de la Conferencia sobre Cambio Climático número 16 de las Naciones Unidas COP16, en donde todos los sectores de la sociedad mostraron su preocupación y esfuerzos por mejorar los efectos, que este problema acarrea; sin embargo, no se lograron establecer acuerdos concretos a pesar de los largos discursos del presidente Felipe Calderón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario